ODONTOPEDIATRÍA

En IMOA Clínica Dental, realizamos tratamientos dentales y ortodoncias infantiles.
La odontopediatría es el área de la Odontología que se encarga del diagnóstico, prevención y tratamiento de las distintas patologías de la cavidad oral de los niños.

El odontopediatra se encarga de controlar la transición de la dentición y el desarrollo de los maxilares hasta la edad adulta.

clinica dental sevilla

Debido a las características de la dentición temporal, comúnmente conocida como “dientes de leche”. Las caries en los niños avanzan más rápidamente y llegan con más facilidad a la pulpa dental (nervio) provocando dolor.

Es por ello que la primera visita al odontopediatra se recomienda al año de vida, cuando ya han comenzado a erupcionar los primeros dientes temporales.

Durante esa visita, se informará a los padres sobre qué rutinas alimenticias deberán seguir para prevenir las caries infantiles. Así como detectar de forma precoz, anomalías en el desarrollo de los maxilares, en muchas ocasiones relacionadas con malos hábitos como la succión del pulgar o la persistencia del uso del chupete.

“Para nosotros es primordial que cuando el niño acuda a nuestra consulta, tenga una experiencia positiva. Con el fin de crear un ambiente de confianza, incluso divertido, que favorezca su colaboración“ Dr. Rogelio A. Marín.

En IMOA Clínica Dental, queremos ofrecerte tratamientos y ortodoncias infantiles que hagan que tu hijo tenga una experiencia dental positiva, para que aprenda a cuidar de sus dientes desde pequeño. Los hábitos que adquiera ahora, los mantendrá toda la vida.

“La prevención dental desde pequeños es vital para tener una buena salud dental de adultos”

ORTODONCIA Y TRATAMIENTO INFANTIL Y JUVENIL

La ortodoncia infantil consiste en estudiar y corregir las malposiciones de los huesos maxilares y de las piezas dentarias mediante aparatos fijos o removibles.

Durante la infancia y adolescencia, la Ortodoncia es más efectiva porque las estructuras óseas todavía están en desarrollo. De esta manera, es más fácil detectar y corregir los problemas de crecimiento de los huesos maxilares de manera precoz.

El tratamiento, realizado en el momento oportuno, suele ser más corto y sencillo; de modo que se reduce la necesidad de abordajes más complejos en edad adulta.

En Imoa Clínica Dental cuidamos de la salud de los más pequeños de la casa.

10% de descuento

Para pacientes que provengan de cualquier mutua de salud.

ODONTOPEDIATRÍA
Preguntas frecuentes

¿Cuándo debo iniciar el cepillado de los dientes de mi hijo/a?

Se debe iniciar el cepillado de sus dientes, supervisado por los padres, dos veces al día, desde que erupciona el primer diente (no usar dedal ni gasas).

¿Qué tipo de pasta de dientes debería usar mi hijo/a?

Recomendamos usar pasta fluorada de mínimo 1000ppm. Cantidad de pasta:

    • De 0 a 3 años, tamaño de un grano de arroz.
    • Mayores de 3 años, tamaño de un guisante.

¿Es recomendable el uso de suplementos de flúor en niños pequeños?

Se suele recetar como tratamiento dental infantil, en niños con deficiencia de flúor en su alimentación o con gran riesgo de padecer caries. De todos modos, no todos los pacientes son iguales, por lo que aconsejamos acudir a nuestra clínica y realizar una revisión para valorarlo y ver si es necesario realizar otro tratamiento u ortodoncia infantil.

¿Se deben empastar los dientes de leche?

Los dientes de leche se deben tratar por los siguientes motivos:

    • Prevenir dolor e infecciones al igual que en los dientes definitivos.
    • Proteger el diente definitivo durante el periodo de formación. Cualquier infección en el diente de leche puede afectar la formación del diente definitivo que está debajo.
    • Facilitar la masticación de los alimentos.
    • Conservar la guía de erupción del diente definitivo que lo va a sustituir. Si perdemos un diente de leche precozmente, posiblemente se perderá el espacio para el diente nuevo que ocupará ese lugar.

Una boca libre de caries en la infancia, está directamente relacionada con una boca sana en la edad adulta.

¿Puede afectar la caries de un diente de leche a uno definitivo que aún no ha erupcionado?

Sí. Por las características propias de los dientes de leche, una vez que se inicia la caries; esta tiene un avance más rápido que en el adulto. Por lo tanto, el proceso infeccioso fácilmente puede afectar al diente permanente en formación que se encuentra justo debajo de este.

¿Cómo puedo prevenir las caries a mi hijo/a?

Las caries infantiles se pueden prevenir de la siguiente manera:

    • Higiene oral supervisada por los padres con pasta fluorada de mínimo 1000 ppm dos veces al día desde que erupciona el primer diente (no usar dedal ni gasas).
    • Evitar el consumo de azúcar (sobre todo el oculto en alimentos), tanto en cantidad como en frecuencia, sobre todo los dos primeros años de vida.
    • Para niños alimentados con lactancia materna, si es posible que pase 1 hora entre la limpieza bucal y la siguiente toma.
    • Visita al Odontopediatra antes del primer año de vida. Para valorar el estado general de la boca del paciente e instruir a los padres sobre los cuidados que han de seguir.
    • Revisiones periódicas con el fin de prevenir problemas futuros y tener que llevar a cabo tratamientos y ortodoncia infantiles.

Si no lo habéis llevado aún al dentista, no os preocupéis, nunca es tarde. Llámanos y realizaremos una primera visita.

En IMOA Clínica Dental queremos ofrecerle a tus hijos una experiencia dental positiva.Y que así aprendan a cuidar de sus dientes desde pequeños. Los hábitos que adquieran ahora, los mantendrán toda la vida.

¿Qué son los selladores de fisuras?

Es un revestimiento protector colocado en las fosas y fisuras de dientes susceptibles al desarrollo de caries. Que actúa como una barrera física que evita el acceso de las bacterias cariogénicas. Están indicados en pacientes con alto riesgo de caries y se han de realizar lo antes posible, una vez los dientes permanentes han erupcionado.

¿Qué debo hacer si a mi hijo se le cae un diente a causa de un golpe?

La avulsión dentaria se produce cuando, a causa de un fuerte traumatismo, el paciente pierde una pieza dental sin que ésta vea comprometida su integridad. Es decir, el diente sale completamente de su alveolo. A la hora de valorar las posibilidades de éxito de la reimplantación, hay dos factores que debemos tener en cuenta:

    • El tiempo de espera hasta que el paciente ha llegado a la clínica dental.
    • El medio en el que se ha conservado el diente.

Si el diente avulsionado es un diente de leche, no deberá nunca reimplantarse pues podría dañar al germen del diente definitivo.

A continuación explicaremos qué pasos se deben seguir ante la avulsión de un diente permanente:

    • Buscar el diente y cogerlo siempre por la corona, evitando tocar la raíz.
    • Lavarlo con agua durante unos 10 segundos sujetándolo siempre por la corona.
    • Intentar recolocarlo en la zona del alveolo antes de que se forme un coágulo, mordiendo una gasa para mantenerlo en la posición correcta. En caso que no sea posible, es importante transportarlo a la clínica en un medio húmedo. El agua no es aconsejable. Es recomendable hacerlo llevándolo en la boca, justo debajo de la lengua pues la saliva es un medio de conservación aceptable, o bien en un recipiente con leche (mejor si es desnatada) o suero salino.
    • Acudir de forma inmediata a la clínica dental para atenderle de urgencias. La rápida actuación del especialista es vital en estos casos. Los dientes son reimplantados en un período que oscila entre los 30 y los 120 minutos después del traumatismo.

¿Cómo afecta el chupete a la boca del niño?

El chupete tiene sus beneficios pero su uso continuado, más allá de los 2 años de edad, puede crear alteraciones dentales y en el desarrollo de los maxilares. Como por ejemplo una mordida cruzada.

¿Mi hijo se chupa el dedo, puede afectar eso al desarrollo de su boca?

La succión del dedo es un hábito reflejo y natural en muchos bebés durante los primeros meses de vida. Sin embargo, si persiste, se convierte en un hábito difícil de eliminar y que ocasiona alteraciones dentales y en el crecimiento de los maxilares, provocando una deformación del paladar y alteraciones en la deglución, el lenguaje y en el desarrollo físico-emocional del niño. Recomendamos la retirada del hábito antes de los 3 años.

C/ Calle Manuel Chaves Nogales 3, SEVILLA – 41018

854 887 650

Utilizamos cookies propias y de terceros para obtener datos estadísticos de la navegación de nuestros usuarios y mejorar nuestros servicios. Si acepta o continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información aquí

ACEPTAR
Aviso de cookies